lunes, 6 de febrero de 2012

Château Figeac en Saint-Émilion (Burdeos - Francia)


CHATEAU FIGEAC EN SAINT-ÉMILION ( BURDEOS - FRANCIA)

Premier grand cru classé de Saint-Émilion (Francia). Famoso entre todos los vinos de Saint-Émilion por su estructura y su bouquet, el pago de Figeac ofrece dos características irrepetibles: unos suelos de gravas y una plantación de cabernet Sauvignon considerable, si se compara con la media de esta comarca.

La historia de Château Figeac se remonta a los romanos y sus villae rusticae, donde los viejos legionarios se retiraban para llevar una vida campesina. Todavía pueden verse en la finca las acequias que construyeron los romanos para conducir las aguas de lluvia. Más tarde, la influencia de los reyes navarros (colonizadores de las mejores viñas e importadores de las mejores variedades del Mediterráneo) se dejó sentir en este pago. Enrique de Navarra construyó un castillo que, años después, sería derribado por los protestantes hugonotes, y el duque de Decazes edificó el actual Château en el siglo XVI. La familia Carle heredó esta inmensa  explotación de bosque, praderas y viñas. Sin embargo, en 1825, madame Felicité de Carle se vio obligada a vender algunas propiedades que se fueron desgajando de las 250 ha de la finca. Así nacieron Château Cheval Blanc, Beauregard, La Conseillante, etc. Por eso muchas fincas de la zona llevan una referencia a Figeac que se presta a la confusión.

Con la ruina causada por el oídio y la filoxera, en el siglo XIX, la finca Figeac estaba en la ruina. Los miembros de la familia Manoncourt, que recibieron por herencia la propiedad actual, tampoco se ocuparon de la rentabilidad del viñedo. El abonado a la “producción natural” llegó a tal extremo que, a comienzos de los años cincuenta, producían sólo 10 hl/ha y la cosecha de 1947 no tuvo comprador durante muchos años. A pesar de todo, esta falta de interés (hoy superada con algunas inversiones muy necesarias) trajo aparejada una ventaja: un viñedo con más cabernet sauvignon que ningún otro en la zona. Actualmente el rendimiento de Château Figeac alcanza los 30 hl/ha. Se cultiva un 35% de cabernet sauvignon, a pesar de que esta noble variedad es poco rentable, ya que madura bastante después que el cabernet franc y obliga a tener desocupados a los vendimiadores contratados durante muchos días. El cavernet franc ocupa otras 35 ha en este suelo privilegiado. El malbec, fue sustituido por merlot 30%.

Los viñedos de Saint-Émilion presentan dos suelos muy diferentes: la cotes, terrenos de limo que se encuentran en las colinas que rodean la población, y las gravas, con cantos rodados que fueron arrastrados  por el Isle, un afluente del Dordoña. Ambos son muy preciados, ya que ofrecen cualidades parecidas a los suelos donde prosperan los grandes pagos del Médoc. Los dos tipos de suelo están presentes en las 60 ha de Château Figeac.

De las 60 ha de oro, Figeac de lleva 30 ha y Cheval Blanc 25. Lo que queda se lo reparten La Tour Figeac, La Tour du Pin Figeac, Grand Barril Figeac, etc. No todo el pago de Figeac está asentado en estos suelos de gravas: hay 15 ha en arenas, menos preciadas. Las mejores parcelas (Moulins, Terrase, Enfer) están ligeramente en alto, sobre lomas que contemplan un soberbio paisaje sobre el château.

Las viñas más jóvenes entre cinco y diez años no tienen el honor de encubarse con el gran vino y se destinan a segundas y terceras marcas. Esta costumbre se ha mantenido incluso después que las terribles heladas de 1956 destrozaran el viñedo de Saint-Émilion, obligando a replantarlo con viñas jóvenes. Para tener una idea de lo que representó esta tragedia, baste decir que la cosecha de 1956 se limitó a una barrica y media.

El método de vinificación es singular: maceración durante 15 días a 27-30 ºC y ninguna filtración. Château Figeac se añeja en barricas nuevas cada año. El vino se ensambla y se pasa a las barricas en enero. Las barricas se colocan con sus tapones de lado al acabar el primer verano de crianza. Cuatro trasiegos en el primer año y tres en el segundo completan la crianza. Se embotella en junio o julio, con unos 17 o 18 meses de madera. Los años en que la cosecha no merece la gloria de embotellarse como Figeac, aparece en el mercado con la marca Château Grangeneuve.

Los inversores de la Bolsa del Vino, que apenas contaban con Château Figeac hace 30 años, vuelven a interesarse por su evolución. Todavía se cotiza más barato que los grandes mitos del Médoc, pero en 1982 comenzó a batir récords y se mantuvo entre los primeros en 1985 y 1989. El estilo de Figeac se caracteriza por su fuerza y su estructura, hasta el punto que algunos lo confunden con los mejores Pomerol que nacen en suelos muy próximos. Aunque no puede beberse en juventud, porque es tánico y pesado, con una década y a ofrece su bouquet intenso y delicioso.

Chateau Figeac
Chateau Figeac, 33330 St-Emilion (France)

Telephone: +33 (0) 5 57 24 72 26
Fax +33 (0) 5 57 74 45 74
Web: www.chateau-figeac.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario