miércoles, 7 de marzo de 2012

Henri Abelé es el Champagne del Titanic


HENRI ABELÉ ES EL CHAMPAGNE DEL TITANIC

El vino fue otro de los lujos de la travesía. Los pasajeros pudieron disfrutar de las etiquetas más selectas del momento para regar la mejor gastronomía. Entre las seis marcas que se sirvieron a bordo la que acompañó la última cena fue un champagne de la prestigiosa bodega francesa Henri Abelé, creada en 1757. Acualmente, esta bodega situada en Reims, al norte de Francia, pertenece al grupo español Freixenet.

Y conmemorando el aniversario, la Fundación Titanic ha puesto a la venta 100 botellas de este champagne, numeradas, lacradas, certificadas y personalizadas, elaboradas exclusivamente para la conmemoración del Centenario Titanic. El precio de cada una de estas 100 exclusivas botellas está valorado de 360 euros y desde que se pusieron a la venta el1 de enero de 2012 solo quedan 12 de estas 100 botellas, que pueden reservarse, exclusivamente por Internet en www.fundaciontitanic.com

Las 10 primeras botellas han sido asignadas a autoridades de países y ciudades que tuvieron directa relación con el Titanic: los Jefes de Estado de EE.UU. Francia, España y Reino Unido, así como a los alcaldes de Belfast, Liverpool, Southampton, Cherbourg, Queenstown y Nueva York.

La cuvée de prestige Le Sourire de Reims Millésimé es la más noble y burbujeante bebida elaborada a partir de una cuveé de crus 100% que envejece durante siete años en las bodegas de la Maison Champagne Henri Abelé. De acuerdo con su noble carácter la botella también es excepcional.

Se trata de una reproducción que usó la bodega Maison Champagne Henri Abelé durante la segunda mitad del siglo XVIII y que, para atenuar la sobriedad de su línea, ha sido decorada por un artesano con una pieza de estaño que reproduce el busto del ángel sonríete de la catedral de Reims.

Su color refleja el oro con tonalidades verdosas y brillantes que se ven marcadas en su cremosa evolución. Su burbuja, fina y dorada de perlage armoniosos y constantes, mantiene una corona real. Su aroma expresa complejidad, enriquecido por las notas minerales de la Chardonnay en unión de una sinfonía floral y frutal, marcada por la intensidad frutal de la Pinot Noir.

En boca está marcado por la amplitud creada por una acidez viva que marca la elegancia de las notas florales y frutas maduras, envolviendo al paladar en la elegancia, donde en el post-gusto, largo y marcado vuelve la complejidad mineral.

HISTORIA DEL CHAMPAGNE HENRI ABELÉ

Théodore Van der Veken, patriarca de la estirpe de los Abelé, fue uno de los primeros en fundar su propia casa de champaña.

Esto sucedió en 1757 y no fue una casualidad que eligiera Reims como sede. Es precisamente aquí donde la tierra, los perfumes y la luz tienen desde siempre las carcaterísticas únicas capaces de dar al champán Henri Abelé ese gusto único.

Capital de la zona vitícola más famosa del mundo, enclavada en una región cuyo clima hace casi imposible el cultivo de la vid, Reims se ha convertido finalmente, gracias al espiritu de excelencia y a la ambición de sus viticultores, en un viñedo mágico y bello, esparcido por sus colinas de rico subsuelo en busca de sol.

No hay comentarios:

Publicar un comentario