jueves, 26 de abril de 2012

Las Rutas del Vino Recibieron 1,5 Millones de Visitantes en 2011


LAS RUTAS DEL VINO RECIBIERON 1,5 MILLONES DE VISITANTES EN 2011

Según el informe realizado por la Asociación Española de Ciudades del Vino: Las rutas del vino recibieron 1,5 millones de visitantes en 2011, un 6,1% más que el año anterior.

Un total de 1.528.295 personas visitaron las rutas del vino en el pasado año, una cifra que supone un incremento del 6,1% con respecto a 2010, según el informe realizado por la Asociación Española de Ciudades del Vino (Acevin). El presidente de Acevin, Diego Ortega, ha definido estas cifras como "positivas", ya que "a pesar de la situación económica actual que está afectando seriamente a todos los sectores de la economía, continúa la tendencia al alza en el enoturismo".

El informe detalla la distribución de los visitantes y, de nuevo, la Ruta del Vino y el Brandy de Jerez, con 482.767 visitantes, y el Enoturismo Penedès, con 470.276 visitantes, repiten como las que registran más afluencia, seguidas de la Rutas del Vino de la Rioja Alavesa, Ribera del Duero y Rioja Alta.

Una de los itinerarios que, según Acevin, ha registrado un mayor crecimiento porcentual es la Ruta del Vino Rias Baixas, que ha visto incrementarse en un 30 % la cifra de visitantes hasta situarse en el sexto lugar en la clasificación de las más visitadas.

En cuanto a la distribución mensual de los visitantes, el otoño, debido a la realización de la vendimia en la mayor parte de las Rutas y la primavera, por la buena climatología, se consolidan como las temporadas con más afluencia de enoturistas.

Acevin ha señalado que este Informe, elaborado en base a los datos de 546 bodegas (23 más que en 2010), "avala la evolución del turismo del vino como complemento del turismo general", contribuye a desestacionalizar el sector y diversificar los destinos.

La Asociación Española de Ciudades del Vino agrupa a más de 70 localidades y reúne a 21 rutas que tienen como común denominador la importancia del vino en su economía, cultura, patrimonio y desarrollo.

ASOCIACIÓN ESPAÑOLA DE CIUDADES DEL VINO (ACEVIN)

Las Ciudades del Vino integradas en ACEVIN, unidas por características y problemáticas similares, se proponen agrupar intereses y esfuerzos con el fin de disponer de un espacio e instrumentos de reflexión y de análisis estratégico que ayuden a tomar decisiones y realizar propuestas en los ámbitos de potenciación de la agroindustria, planificación urbanística, cultura y turismo vitivinícola, patrimonio industrial, creación de instrumentos de promoción local y de diversificación de la actividad económica.

Objetivos y Estrategias:
- Promover y colaborar en las acciones concretas que tengan por finalidad el desarrollo y la diversificación económica de sus comunidades.
- Promover y facilitar las adaptaciones e iniciativas que sean necesarias con tal de incrementar la competitividad de la industria vitivinícola y en cualquier caso mantener e incrementar el nivel de bienestar económico y social de las ciudades miembros.
- Estudiar todas las formas de intercambio cultural, científico, tecnológico y económico entre los municipios de la asociación.
- Estimular todas las relaciones y los intercambios entre las diferentes ciudades miembros en aquellos ámbitos de interés coincidentes y entre estas y otras instituciones y empresas especialmente relacionadas con la producción y comercialización vitivinícola.
- Cooperar en la definición de una nueva estrategia especialmente en el ámbito de la formación profesional y del mercado de trabajo, en el marco industrial, urbanístico, cultural y del medio ambiente.
- Organizar encuentros y actividades que tengan como objetivo el intercambio de conocimientos y experiencias sobre los proyectos de desarrollo y diversificación económica.
- Cooperar con las ciudades europeas del vino a través de RECEVIN (Red Europea de Ciudades del Vino).

La estrategia de ACEVIN es la de valorizar el potencial endógeno de las zonas y ciudades donde el cultivo y elaboración del vino han sido y son la base productiva en torno a las cuales se han configurado históricamente. Las ciudades del vino promueven la valorización de este sector con el fin de potenciarlos como motor de otras actividades (desarrollo turístico, promoción económica, empleo, etc.) La presencia del vino como base productiva agroindustrial actúa como eje articulador de actividades diversas: a las actividades tradicionales vitícolas y vinícolas de cultivo, elaboración y distribución del vino se agregan un conjunto de actividades conexas y complementarias:
- El estímulo y desarrollo de las actividades turísticas: Marketing turístico; Museos del vino; Restauración y actividades culinarias; Hoteles y alojamientos; Tiendas especializadas y pequeño comercio; Rutas del Vino.
- Promoción cultural del territorio: Recuperación y promoción del patrimonio arquitectónico e histórico; Fiestas populares; Rehabilitación del patrimonio arquitectónico.
- Actividades Comerciales: Publicaciones, Organización de ferias, actos; Técnicas informáticas de comercialización y promoción.
- La protección de los recursos naturales: Depuración y reciclaje de agua; Protección de zonas naturales; Producción biológica; Ordenación del territorio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario