lunes, 26 de noviembre de 2012

Restaurante El Comilón en Ezcray (El hijo pequeño de Echaurren)



RESTAURANTE EL COMILÓN EN EZCARAY (EL HIJO PEQUEÑO DE ECHAURREN)

Si lo comparamos con otros restaurantes mucho más conocidos en Ezcaray como Echaurren (gran referente de la restauración de calidad en La Rioja y ambos propiedad de la familia Paniego) este es un restaurante más familiar e informal, en un local más rustico y de montaña pero con una excelente calidad a un precio más económico.

El Comilon dispone de una carta que incluye platos de entre 8 y 16 euros y un menú de 22 euros, que incluye 4 platos de la carta a elegir con 1/2 raciones, postre y café y chupito.

HISTORIA

El comilón nació de una forma un tanto casual. Delante del hotel y restaurante Echaurren y propiedad de la familia Paniego, existía un local con unas características tan especiales que la familia no quería convertirlo en un simple almacén. De esta forma, empezó a gestarse lo que sería un nuevo restaurante de gran calidad pero con unas líneas más desenfadadas que las de su predecesor. Abarataron costes, no tanto en la comida sino en detalles como la mantelería, que en lugar de ser de tela es de papel, "aunque papel del mejor también ", asegura Francis Paniego.

La familia no quería hacer un nuevo Echaurren justo delante, así que decidieron emplearse a fondo en este nuevo establecimiento que mantuviera el saber hacer de este restaurante pero adaptado a los nuevos tiempos, con una cocina rica y casera pero quizá más rápida y actual. Con la sabiduría adquirida en los años del restaurante Echaurren, podían aplicar perfectamente este nuevo concepto, y así lo hicieron. De momento, Comilón.com funciona bien.

Este restaurante, que empezó su construcción en el mes de mayo del 2000, se inauguró en enero de ese año. Su responsable aseguro que "no teníamos prisa, y por eso hemos escogido tranquilamente los materiales y lo hemos diseñado como queríamos". Con una superficie de 80 metros cuadrados, tiene una capacidad para 40 cubiertos.


LA DECORACIÓN

Los materiales empleados para la decoración de este Comilón.com son los que ya existían en el local, aunque evidentemente el espacio ha sufrido una importante remodelación. Las piedras de las paredes han vuelto a aparecer, además de restaurar las vigas del techo dándole un color "lo más natural posible" asegura Francis Paniego que “quizás destaque el suelo, pues se trata de una baldosa hidráulica con vivos colores ocres, Burdeos y azul claro. A su vez, los colores del suelo son los que decoran las paredes y las bovedillas del techo". Un local pequeño pero que sin duda resulta muy agradable y acogedor para los comensales.

Francis Paniego resalta que no ha querido hacer un restaurante con un diseño frío y
`moderno, sino inspirado en los trazos tradicionales y cálidos acordes con los nuevos tiempos.


LA CARTA

El restaurante  Comilón.com, hermano pequeño del Echaurren, ha basado su carta en unos platos "que tuvieron mucho éxito en el Echaurren, como el risoto con hongos a la pasta fresca". Además, se pueden encontrar platos del gusto de todos los paladares, como los huevos estrellados, el clásico solomillo a la pimienta o el chicharro. Destaca Francis Paniego que "en resumen, la carta del Comilón está basada en una cocina fácil y sencilla pero al mismo tiempo muy rica. Queremos que sea un local donde la gente venga un poco a lo de siempre".

El caso es que, estando un restaurante  en frente del otro, era necesario marcar unas diferencias, si bien resulta inevitable `aprovechar´ toda la experiencia y el saber hacer de un restaurante tradicional consolidado y adaptarlo a un tipo de cocina más asequible y sencilla, de la que se encarga Yolanda Marañón. "Yo creo que la gente sabe que detrás del Comilón.com estamos la familia Paniego, pero al mismo tiempo también se dan cuenta nada más entrar que el Comilón tiene identidad propia y que lo único que pretendemos es crear una oferta nueva en Ezcaray", explica Francis.

La carta consta de 5 primeros platos, 5 segundos y 5 variedades de postres y está previsto que cambie dos veces al año, si bien se mantendrán los platos más exitosos. El ticket medio de una comida o una cena en el establecimiento es de unos 30 euros.

Los vinos también tienen su lugar en la carta del Comilón, "una carta de vinos muy divertida a los mejores precios". Esta carta resulta un atractivo más del restaurante y también, como la cocina, va variando.


UN RESTAURANTE FAMILIAR

Cinco son las personas que trabajan en el Comilón.com, Marisa Paniego y su cuñada Virginia se encargan del servicio en la sala, mientras que Marta Paniego es la responsable de la repostería. Y Yolanda Marañón, "que es como de la familia", es la que se encarga de la cocina. Una familia numerosa en la que cada miembro encuentra su responsabilidad. El diseño de toda la imagen de la marca del restaurante ha sido realizado por Jaime Iturmendi.


PORTAL EN INTERNET

Además de ser un restaurante, Comilón.com tiene previsto ser un portal de Internet. En estos momentos se encuentra en proceso de realización. Este es un proyecto que también ilusiona a Francis Paniego, que nos comenta "que ya existen demasiados portales gastronomicos en Internet y todos más o menos hacen muy buena función. Algunos como afuegolento.com son fantásticos. Creo que en este campo comilón.com tendría muy poco que aportar. No pretendemos descubrir nada con este portal y por el momento no puedo decir más, pero en el futuro funcionara bien".


¿POSIBILIDAD DE FRANQUICIAR?

Probablemente, todavía es pronto para pensar en una franquicia: "Nos parece un concepto muy claro y fácil de llevar a cabo sobre el papel, pero para hacer franquicias hace falta que el producto sea siempre el mismo e idéntico. Eso supondría montar un centro de producción y una red de distribución buena, rápida y habitual y para hacerla rentable sería necesario una fuerte inversión". De momento la idea no pasa por los planes esta atareada familia, pero como bromea Francis Paniego, "nunca se sabe, ¿quizás nuestros hijos?"

No hay comentarios:

Publicar un comentario