domingo, 17 de febrero de 2013

La universidad de La Rioja desarrolla investigaciones sobre todo el proceso de elaboración del vino



LA UNIVERSIDAD DE LA RIOJA DESARROLLA INVESTIGACIONES SOBRE TODO EL PROCESO DE ELABORACIÓN DEL VINO

La investigación constituye una función esencial de la Universidad de La Rioja (UR) desde su fundación hace más de 20 años. Promueve la investigación de calidad, entendida como la que da lugar a un avance contrastado de la ciencia, las letras, las artes, la técnica o el conocimiento en general, promoviendo la actualización de conocimientos y la adquisición de nuevas técnicas metodológicas.

Así, la Universidad de La Rioja está contribuyendo al desarrollo de diferentes investigaciones que abarcan todo el proceso de la elaboración de vino. Por ejemplo, desde la unidad de viticultura se está investigando la producción vitícola de calidad, las variedades de vid y heterogeneidad genética intravarietal, la estimación de la calidad de la uva en el viñedo o la mecanización vitícola: poda, deshojado y aclareo. Estas líneas de investigación ofrecen asesoramiento en el diseño y cultivo del viñedo según los diferentes objetivos de producción (calidad, mecanización, reducción de costes), caracterización y elección de variedades y clones de vid y estudios e informes sobre aptitudes vitícolas y enológicas.

En lo que a esta unidad se refiere, Javier Tardáguila, vicerrector de Investigación de la UR, destaca las siguientes investigaciones por su importancia.
Dirigido en la Universidad de La Rioja por el profesor Fernando Martínez de Toda, el proyecto ‘Identificación y caracterización completa de todas las variedades minoritarias de vid recuperadas en la D.O.Ca. Rioja’ se propone la documentación, caracterización y racionalización del germoplasma de vid prospectado y conservado en España y la creación de una coleccion nuclear.

El grupo 'Televitis', dirigido por el profesor Javier Tardáguila, en los últimos años se ha centrado en el desarrollo de la viticultura de precisión, aplicando nuevas tecnologías y sensores próximos (basados en la flúores cencía, termografía e imágenes RGB, multi e hiperespectrales) para evaluar la variabilidad del viñedo, su estado fisiológico y su influencia sobre la calidad de la uva y del vino.

Dirigido por la profesora Cristina Menéndez, el proyecto 'Genética y mejora de la vid’ estudia los caracteres de interés agronómico y enológico relevantes para la mejora genética de la vid para vinificación. En este sentido, han caracterizado progenies segregantes entre variedades de interes
enológico tanto a nivel fenotípico como genotipico en distintos años y se han sometido a análisis de QTL para caracteres de interés enológico (peso de la baya, concentración y distribución de antocianos, contenido en polífenoles, acidez, etc).

El grupo de ‘Ecofisiología vegetal, cambio climático y medio ambiente' dirigido por la profesora Encarnación Núñez, lleva a cabo el proyecto ‘Estudios de la radiación ultravioleta en el viñedo y la composición de la uva' cuyo objetivo final es el estudio global de la vid en el marco del cambio climático.

El grupo ‘Protección y Mejora Vegetal', dirigido por los profesores Vicente Marco e Ignacio Pérez, trabaja en el manejo integrado de importantes plagas de la vid. Ha investigado la mejora del proceso de toma de decisiones mediante la modelización de la tasa de desarrollo en función de la temperatura tanto de la polilla del racimo, como de enemigos naturales en los ecosistemas vitícolas. Ha trabajado también en la evaluación de la eficacia de productos incorporables a dicho manejo y que presentan buenas características toxicológicas y el control biológico de las plagas.

En enología, por ejemplo, las líneas de investigación abarcan los tratamientos y técnicas que mejoren la calidad del vino, las macromoléculas de la uva y el vino o los compuestos nitrogenados de la uva y el vino. Esto permite investigar los efectos de coadyuvantes y aditivos en la calidad del vino, los efectos de las técnicas de vinificación en la calidad del vino, análisis de macromoléculas de la uva y vino: polifenoles, polisacáridos, análisis de compuestos nitrogenados y análisis sensorial.

El Vicerrector de Investigación de la Universidad de La Rioja destaca los siguientes proyectos realizados por los diferentes grupos que componen la unidad de Enología.

El grupo de ‘Innovación Enológica' (InEnol), dirigido por la profesora Belén Ayestarán, estudia técnicas y tratamientos que mejoren la calidad del vino, así como estudiar el potencial enológico de variedades de uva minoritarias para la elaboración de vinos tranquilos y espumosos de calidad y saludables.

El grupo de Tecnología alimentaria y Enológica’, dirigido por la profesora Ana Rosa Gutiérrez, trabaja en la microbiología del aire de las bodegas, el origen y diseminación de la levadura Brettanomyces, estudiando más concretamente la materia prima, la maquinaria de procesado de la uva y el aire como fuentes de esta levadura.

El grupo de ‘Biotecnología Enológica’ dirigido por la profesora Fernanda Ruiz, estudia la biología molecular de bacterias lácticas y otros microorganismos enológicos. En concreto, la reducción de los niveles de sulfitos en el vino estudiando el efecto de la nisina (bacteriocina de uso extendido en todo el ámbito europeo para la elaboración de alimentos) sobre el crecimiento de bacterias del vino, y ha demostrado su eficacia inhibiendo el crecimiento bacteriano, así como un efecto cooperativo con el anhídrido sulfuroso. Esta bacteriocina podría contribuir notablemente al descenso de los niveles de anhídrido sulfuroso.

El grupo ‘Ciencia química y sensorial enológica', dirigido por la profesora Purificación Fernández, trabaja actualmente en la determinación de la base
química de la astringencia. Han observado interacciones muy complejas entre ios compuestos no volátiles sobre la percepción sensorial en boca. El aroma no es el principal responsable de la percepción en boca, esta viene determinada por la astringencia y por lo tanto por los compuesto que la determinan. Sin embargo, el aroma juega un significativo papel en la percepción del dulzor y amargor de los vinos. Finalmente, han identificado los perfiles aromáticos de la calidad evaluada por expertos en tres segmentos de precios distintos.

Conjuntamente con el Instituto de las Ciencias de la Vid y el Vino (ICW) los investigadores de la UR forman distintos grupos de investigación en los que, por ejemplo, en materia de viticultura se está estudiando el material vegetal, su preservación, selección clonal y sanitaria, variedades y patrones de vid; conducción de la vid, eficiencia en el uso del agua, calidad del suelo, nutrición mineral, implantación de cubiertas vegetales, zonificación vitícola y efectos terroir o la protección del viñedo a través de la producción integrada También se está investigando la diversidad genética de la vid analizando estructural y funcional el genoma de la vid. En enología, la principales lineas de investigación abarcan desde la gestión y control microbioiógico de las vinificaciones, hasta la caracterización enológica y aromática de variedades de vid y la tecnología de la vinificación y envejecimiento del vino.

El Instituto de las Ciencias de la Vid y el Vino (ICW) nació con el objetivo de convertirse en referente de la investigación vitivinícola. Es un Centro de Investigación en Viticultura y Enología, creado por el Gobierno de La Rioja (a través de la Consejería de Agricultura), el Consejo Superior de Investigaciones Científicas y la Universidad de La Rioja. Ha nacido con el fin de generar nuevos conocimientos y nuevas tecnologías que sirvan como base para el desarrollo tecnológico y la innovación del sector. Impulsará además la transferencia de los resultados científicos y tecnológicos a la sociedad, para que su actividad investigadora tenga implicaciones prácticas que contribuyan al desarrollo del sector.

La Universidad de La Rioja cuenta además con una Oficina de Transferencia de Resultados de Investigación cuyo principal objetivo es facilitar y apoyar la participación de los investigadores universitarios en actividades de transferencia de conocimiento Universidad-Empresa. La identificación de las necesidades tecnológicas del sector socioeconómico para favorecer la transferencia de tecnología entre el sector público y el privado es otra de sus funciones, contribuyendo de este modo a la aplicación y comercialización de los resultados de la I+D generada en la Universidad.

Fuente: www.laprensadelrioja.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario