miércoles, 18 de junio de 2014

Restaurante Pizzeria Cap de la Vila en Sitges - Barcelona



ESTAURANTE PIZZERIA CAP DE LA VILA EN SITGES - BARCELONA

- Localización: El Restaurante Pizzería Cap de la Vila está ubicada en la plaza más céntrica de la Vila de Sitges, de donde recibe el mismo nombre, rodeada de bares, tiendas y cercana al mar.

- Historia: Considerada la primera pizzería de España e inaugurada en el año 1966. Sus fundadores fueron Marta Camps i Gumà y Santiago Perez Soler. En mayo de 1997 celebró su 30 aniversario con la misma ilusión que el primer día, pero con muchos más años de experiencia.

- El servicio: El servicio es eficiente, siempre gente joven, ágil, rápido, divertido y atento.

- Establecimiento: La decoración es curiosa, las sillas de madera roja constituyen el símbolo del restaurante. Sus paredes están llenas de cuadros y dibujos de todo tipo. Se puede comer dentro del restaurante o en la terraza que da a la plaza viendo a la gente caminar por el centro de Sitges.


- Recomendaciones: Las pizzas variadas están todas muy buenas, pizza Venecia (con champiñones) y las berenjenas gratinadas, gnocchi, pa bufat con parmesano (entrante) y alguna receta de la casa como la "Santi sorpresa". Vinos italianos y de la tierra y un chupito de grappa con sus granos de café de postre.

- La cocina: Especialidad en cocina italiana artesanal y pasta fresca de elaboración propia con ingredientes frescos, pizzas, carnes, y repostería. La pasta está bien cocinada. La masa de la pizza es fina, irregular, está en un buen punto de tostado y acompañada de buenos ingredientes frescos. Las raciones son generosas, así que mejor compartir.

- Ventajas: Ideal para comida informal o familiar.

Pizzeria del Cap de la Vila
- Dirección: Plaza Cap de la Vila, 3 (centro). Sitges, Barcelona 08870. España
- Precio menú diario: Menos de 15 €
- Precio medio carta: 15-25 €
- Especialidad/Recomendación: cocina italiana artesanal y pasta fresca de elaboración propia y pizzas.
- Forma de pago: sólo en efectivo, sin tarjetas.


PIZZA

La pizza es un pan plano horneado, cuya base habitualmente es elaborada con harina de trigo, sal, agua y levadura. Generalmente es cubierto por salsa de tomate u otros ingredientes locales como salami, champiñones, tiras de cebolla, jamón, aceitunas, etc. Es original de la cocina napolitana (Italia) y su popularidad ha hecho que se extienda por todo el mundo en una infinidad de variantes. Sin embargo, hasta la actualidad, la pizza napolitana ha sido la única, para la que se ha reconocido una denominación de origen propia de la Unión Europea, denominada Especialidad Tradicional Garantizada (o sus siglas en italiano, STG, Specialità Tradizionale Garantita). Este reconocimiento se obtuvo el 4 de febrero de 2010 a propuesta de la "Associazione Verace Pizza Napoletana".

Se trata de un plato de elaboración artesanal en la mayoría de los casos, aunque la industria alimentaria ha ido presentando desde los años cincuenta, poco a poco versiones de este plato como un alimento confort en los estantes de los supermercados. En la actualidad existen diversas franquicias que elaboran y distribuyen este alimento a domicilio.


- Historia: El origen más aceptado se sitúa en la antigua Italia, donde se acostumbraba hacer pan de forma circular y, luego del cocinado, cortarlo en porciones como en las pizzas actuales. Entonces es posible deducir que el origen de la pizza se debe al agregado de ingredientes extras sobre este tipo de pan como es el queso gouda.

Los antiguos griegos cubrían el pan plano con aceite, hierbas aromáticas y quesos. Los romanos desarrollaron la placenta, un pan plano untado con queso y miel saborizado con hojas de laurel.

La pizza moderna se desarrolló hacia el siglo XVII en la ciudad de Nápoles, lugar donde existen las primeras referencias documentales acerca de los orígenes de una especie de tarta con tomate. En 1889 se le agregó el queso.

Se dice que en la época del rey Fernando I (1751-1825), la reina había prohibido la pizza en la corte. Pero Fernando, a quien le fascinaba, burlaba la orden disfrazándose de plebeyo para visitar a escondidas un barrio pobre de Nápoles donde se preparaba esta comida. Con el tiempo confesó su gusto y la pizza se convirtió en un gran éxito en toda Italia.


- Etimología: Según el Nuovo Dizionario Etimologico della Lingua Italiana, de Manlio Cortelazzo y Paolo Zolli, la palabra "pizza", que se utilizaba en el año 997 en latín medieval de la ciudad de Gaeta y posteriormente fue hallada en el pueblo Penne D’Abrazo en el 1195, procede de Alemania. En el antiguo alemán bizzopizzo (Bissen en el idioma alemán actual) significaba mordisco y trozo de pan. En el siglo XII pizzo se convierte en pizza e indica "un pequeño pan redondo y tierno", típico de los pueblos lombardos.

Sin embargo, los panes planos son una tradición por todo el Mediterráneo. Quizás este pan que tenía un antiguo origen persa, fue introducido en la Magna Grecia (Italia meridional) por los primeros colonos griegos. En el siglo III a. C., la primera historia de Roma, escrita por Catón el Viejo, menciona una "masa redonda aderezada con aceite de oliva, hierbas y miel, horneada sobre piedras". Se han encontrado evidencias posteriores que datan del 79 d. C. en los restos de Pompeya. Las excavaciones arqueológicas han sacado a la luz tiendas con una gran similitud a una pizzería moderna.

En castellano, la palabra pizza ha sido reconocida por la Real Academia Española (RAE) como un extranjerismo que no tiene sustituto previsto.


- Gastronomías: La pizza se ha convertido en una comida rápida internacional, ya que los ingredientes se pueden adaptar a los gustos locales. Las pizzas con ingredientes "no tradicionales" se conocen en Estados Unidos como "pizza de gourmet" o estilo California. La pizza hawaiana es un invento alemán, y generalmente consiste en una base de queso y tomate con jamón (a veces tocino) cubierta de rodajas de piña (ananá).

En Buenos Aires (Argentina) existe una variante de la pizza conocida como "pizza de cancha" o "pizza popular" que consiste en la masa cubierta de salsa de tomate, sin queso, y fuertemente condimentada; este tipo de pizza era vendida por vendedores ambulantes a la salida de los partidos de fútbol (de allí el nombre "de cancha" o "popular") aunque con el tiempo se fue extendiendo su elaboración y comercialización a todas las pizzerías porteñas. Al día de hoy se sigue vendiendo en algunos estadios de fútbol, aunque mayoritariamente se comercializa en locales pizzeros.

No hay comentarios:

Publicar un comentario