martes, 10 de septiembre de 2019

Bodegas Urbina Maridaje Vinos y Música Clásica



BODEGAS URBINA MARIDAJE VINOS Y MÚSICA CLÁSICA

- Artistas: Germán Barrio García (pianista) y Juan Carlos Fernández (contrabajista)
- Vinos: Bodegas Urbina Reservas Especiales 2010, 2006, 1997
- Dirección: Calle Ruavieja, 18, 26001 Logroño, La Rioja (Espacio Lagares)
- Organización: Equipo Zarándula(Gestión de Teatro y Producción musical)


El perfecto maridaje para terminar el verano!!! Música clásica para los oidos, vinos de la bodega Urbina para el paladar maridado todo ello con pinchos del restaurante Carabanchel, situado en la calle San Agustín de Logroño, en pleno corazón de la Calle Laurel, su cocina es tradicional con un toque creativo. Veremos con que pinchos nos sorprende en esta sesión de Catarte.


El viernes tuvimos una velada magnifica con "Pedro Benito Urbina" Cata de Reservas Espciales de Bodegas Urbina, la degustación de tapas del "Restaurante Carabanchel", Música Clásica con el pianista "Germán Barrio García" y contrabajista "Juan Carlos Fernández", además del fantástico trabajo de organización de "Carles García Domingo" y el Equipo "Zarándula"(Gestión de Teatro y Producción musical).


Catarte es una iniciativa del Ayuntamiento de Logroño (La Rioja). Tiene lugar en el Espacio Lagares (calle Ruavieja, 18) todos los viernes del 2 agosto al 13 de septiembre 2019, a las 20:00h. La duración es de una hora y media aproximadamente. Más información: 941 291 260. Entrada 8€. Aforo limitado. Entradas a la venta en la Oficina de Turismo de La Rioja (Calle Portales, 50) o en (www.logrono.sacatuentrada.es).


Catarte se desarrolla en el Espacio Lagares, un lugar privilegiado del Casco Antiguo de Logroño, done se encuentran algunos de los lagos de vino más interesantes de la ciudad. Entre los siglos XVI y XIX, en estos lagares se elaboraba el vino de los vecinos de la ciudad de Logroño. En su rehabilitación se ha incluido una sala de usos múltiples con capacidad para 120 personas. Este espacio junto con el Centro de la Cultura del Rioja y el Calado de San Gregorio, componen el triángulo de oro del enoturismo de la ciudad y capital riojana.


La iniciativa "Catarte", que comenzó como un proyecto de maridaje con protagonismo cultural, se ha transformado en un ciclo de actividades culturales y gastronómicas. Cartarte consiste en el desarrollo de "diversas actividades de manera maridada" que ponen el valor el vino de Rioja, los productos gastronómicos de calidad y las propuestas de gastrónomos, artistas, músicos y artesanos que forman parte de la cultura del vino en nuestra ciudad Logroño y capital Riojana.


Catar vino de Rioja, disfrutar de la gastronomía de nuestra comunidad, dejarte llevar por la música, el teatro… el arte. "Carte" es un maridaje de sensaciones. Es buscar la mezcla de todos los sentidos que nos hacen disfrutar de la vida, el aroma, el paladar, la vista, el oído y el tacto. Catarte es como un paseo por nuestra ciudad, donde se mezcla vino, gastronomía y cultura.


Bodegas Urbina es un negocio familiar que ostenta la cuarta generación. Elaboran todos sus vinos con viñedos propios, para que realmente sean una expresión liquida del lugar del que proceden y de las personas que lo hacen. Esta bodega también se caracteriza por su perfecto ensamblaje entre la juventud del equipo y la experiencia de sus generaciones precedentes.


Fue una cata vertical maridada con música clásica de compositores del siglo diecinueve. Tres de los mejores vinos que comercializan fueron los elegidos, Urbina Salva Reserva 2013, Urbina Reserva Especial 2006 y Urbina Reserva Especial 1998. Enfrentando la elaboración más clásica con la moderna en una cata brillante con discurso y la personalidad del viñedo de una de las zonas más frías de La Rioja Alta.


"Prácticamente, estamos hablando de los mismos vinos, que salen ahora al mercado como Salva y que volverán a lanzarse como Urbina dentro de unos cuantos años después de un largo tiempo de estancia en botella y en depósitos. Es como cuando vas a un restaurante y pides el solomillo, la mejor materia prima poco, al punto o muy hecha”.


“En España se hacen grandes vinos en muchas zonas, pero sólo Rioja ha sido históricamente capaz de garantizar un buen envejecimiento, como sucede en Borgoña, Burdeos o Barolo, y por eso son las regiones históricas porque antes, sin carreteras ni transporte, únicamente los vinos que se podían guardar servían para comerciar”.


Salva Reserva 2010 y Urbina Reserva Especial 1997. “Estamos para ofrecer felicidad y tenemos por un lado un vino fresco, en su primera etapa de vida y un vino mucho más delicado, con ese bouquet que ha caracterizado los históricos de Rioja hasta finales de los años 70 del siglo pasado”. “El Salva será dentro de 13 años el Urbina Reserva Especial 2010, pero de momento, el que quiera ya lo puede disfrutar en su juventud”.


La acidez natural de la comarca sujeta a la perfección los tres vinos que, evidentemente, muestran perfiles casi opuestos, pero con elegancia y finura, primaria en el primer caso Salva Reserva 2010 y terciaria en el segundo caso Urbina Reserva Especial 1997.  Urbina Reserva Especial 2006 es un exponente de la magia de aquella cosecha. Redondo, equilibrado, elegante, muy rico aromáticamente y delicado. Un valor seguro el solomillo en su punto.

  
MARIDAJE MÚSICA CLÁSICA Y VINO

Juan Carlos Fernández (contrabajo) y Germán Barrio (piano) comienzan sus estudios musicales en Logroño pero tendrán que pasar unos cuantos años para que sus caminos se crucen en tiempo y espacio. Será en 2017 cuando coincidan por primera vez en la Orquesta Sinfónica de Castilla y León, donde Juan Carlos ocupa actualmente el puesto de ayuda de solista de contrabajo.


El repertorio del dúo, que abarca desde el barroco inglés de Henry Eccles hasta la música contemporánea del estadounidense Frank Proto (pasando por el imprescindible Bottesini o la música española de Manuel de Falla), sorprenderá a un público quizás no acostumbrado a encontrar, desempeñando el papel de solista, al instrumento más grande y grave de todos los que conforman la familia de cuerda frotada, el contrabajo.

  
GERMAN BARRIO GARCÍA (PIANISTA)

Inicio sus estudios de música en 1998 en el Conservatorio Profesional de Música de La Rioja compaginando piano, trombón y violoncello, finalizando estudios superiores de piano y clave en Salamanca (Conservatorio Superior de Música de Castilla y León) y Zaragoza (Conservatorio Superior de Música de Aragón).


Ha recibido clases magistrales de grandes músicos de prestigio internacional en diversos cursos (Sommer Akademie del Mozarteum de Salzburgo, Cursos de especialización musical de la Universidad de Alcalá…). Galardonado en varias ocasiones con el premio Fermín Gurbindo, fuera de La Rioja obtuvo el tercer premio en la XXI edición del “Premi Ciutat de Manresa” y fue finalista en el III “Concurso de Piano de Barcelona”. En 2008, el Club Rotario le concedió el Premio Jóvenes con Valores.


Ha ofrecido numerosos conciertos como solista o dentro de diversas formaciones de cámara y orquestales (Real Filharmonia de Galicia, Orquesta Sinfónica de Castilla y León) tanto en España como en otros países europeos. Colabora también con diversas formaciones corales de La Rioja, Aragón, Navarra y Madrid.


En teatro musical ha trabajado como pianista en “El Último Jinete” (estreno mundial en los Teatros del Canal de Madrid), “Sonrisas y Lágrimas” (temporada en el Teatre Tívoli de Barcelona y Gira por España), y Nine (estreno en España en el Teatro Alfil de Madrid).


Ha trabajado como profesor de piano y pianista acompañante en diversas escuelas de música de La Rioja, Navarra y Salamanca y actualmente es profesor de música y pianista acompañante en la Escuela Profesional de Danza de Castilla y León, sede en Valladolid.


BODEGA FAMILIAR URBINA LA RIOJA

La bodega Urbina, ubicada en Curzcurrita del Rio Tirón, en la zona más occidental de la D.O.C Rioja,  hace que sus vinos tengan gran capacidad de envejecimiento. Es una bodega familiar que va ya por su cuarta generación dedicada al cultivo de la vid y a la elaboración de vino desde 1870 y que cuentan con una gran cantidad de producción de vino. Uvas proceden de sus propios viñedos y cultivados de manera tradicional.


Salva Reserva 2010: Tempranillo color picota cubierto, de capa media-alta. Limpio y brillante. Aromas intensos y complejos, que van apareciendo según se airea la copa. Fruta negra madura, cedro, balsámicos, menta, hoja de tabaco fresco, madera nueva, tostados y tierra mojada. Paso intenso, que llena toda la boca, notable acidez. Aparecen las notas de madera perfectamente ensambladas con las de frutas rojas y negras, grosellas, moras, mentolados, nuez moscada, chocolate, humo y mineralidad. Aterciopelado, de tanino redondo y suave.

  
Urbina Reserva 2006: Tempranillo color rubí oscuro de capa media. Nariz de intensidad media, de gran finura donde aparece la fruta negra (cereza picota) ensamblada a la perfección con la madera de roble, aroma complejo con notas minerales, trufa y especias.  Muy redondo sin ninguna arista, la expresión máxima de la armonía y el equilibrio. En boca confirma las notas percibidas en la nariz, de manera compleja y equilibrada, con buen volumen y de paso por boca sedoso, con refrescante acidez, elegante y muy largo.


Urbina Reserva 1997: Tempranillo color rubí de capa media con reflejos rojizos y anaranjados y borde levemente atejado. En nariz tiene buena intensidad. Al principio destacan las sensaciones terciarias, los ahumados, el cuero, tabaco, cuadra, paja seca. Tras un rato aparecen ligeras especies y una fruta delicada y tímida, cerezas bien maduras y perfectas, mucha complejidad. A medida que pasan los minutos, aparecen toques de canela, esparto mojado, tierra húmeda, incienso, almizcle, las sensaciones ahumadas parece que se van a quedar durante toda la cata. Pero sorpresa, cada vez más elegante y aparecen tostados, galletas, pan tostado, va cambiando, desplegando un elegante crisol de aromas. En boca es potente, equilibrado, especiado, frutoso y con menor presencia de la crianza que en nariz. Vibrante acidez que dota de un sólido espinazo al conjunto. Aparecen notas especiadas y unos taninos redondos aterciopelados y elegantes.

  
MARIDAJE DE MÚSICA Y VINO

Muchas veces se leen comentarios o críticas de vinos que se parecen mucho a las críticas musicales de los periódicos. Se suele asociar que quien escucha buena música es un bebedor de vino, o que quienes gustan de un buen vino son personas que también saben apreciar la buena música. No es extraño oír que una persona, a medida que madura, aprende a beber mejor. Lo mismo con la música. Es tan extraño ver a un adolescente bebiendo un buen vino y apreciándolo que ver a un adolescente escuchando música clásica o jazz. Pero no es extraño verlo beber cerveza o escuchando hip-hop. Estas no son razones irrefutables, ni establecen una teoría de ningún tipo, pero en cierta forma algo de verdadero hay en estos estereotipos.


Lo que quieren decir es que el conocimiento de los vinos está muy ligado a la apreciación de la buena música. Ambos han acompañado a la humanidad y están relacionados con el enriquecimiento de nuestro espíritu. Adrian North, director del Departamento de Psicología Aplicada de la Universidad de Edimburgo (Escocia), y Diego Pinilla, enólogo, fuersón los que realizarón la primera cata musical en España. Los resultados del estudio realizado por North ponen de relieve los efectos de la música en la percepción degustativa del vino. Esta percepción se asocia a la "teoría de detonantes cognitivos", que sostiene que la música prepara al cerebro para que responda de una forma ante el sabor de un vino.


El conocimiento se almacena en unidades de información que están interconectadas. La música activa éstos y otros tipos de conocimiento, de forma que un determinado tema musical se asocia a una unidad de información, correspondiente a una experiencia personal vivida anteriormente. Esta relación cognitiva entre la música y las experiencias personales potencian la percepción de aromas y sabores del vino. Muchos periodistas reconocen buscar la inspiración para escribir de esta manera. Así que, ¿por qué no aprovechamos a tomarnos un tiempo para disfrutar de una buena copa de vino y escuchar una buena pieza musical? Siempre se está a tiempo para detenernos un tiempo, olvidarnos del vertiginoso ritmo de la ciudad y dedicarnos un tiempo para nosotros.


No hay comentarios:

Publicar un comentario